Ene 07

Enfocar el riesgo Cubano

El riesgo en Cuba

Durante las últimas semanas nos hemos concentrado en conocer cómo se comporta el registro de nuevos trabajadores por cuenta propia a nivel nacional. La tendencia general en todas las provincias es de un crecimiento constante en las inscripciones de cuentapropistas. Pero es el registro de agricultores independientes el de mayor repercusión, aunque los índices señalan que para otras licencias también hay una tendencia a la alza con respecto a años anteriores.

Sin embargo, en cada provincia nos refirieron la existencia de un pequeño número de personas que desistían de continuar con su condición de cuentapropistas.

A diferencia de los trabajadores por cuenta propia que pierden su licencia por violaciones del reglamento, este pequeño porcentaje de trabajadores renunciaban voluntariamente a su condición de trabajadores independientes. Algunos de ellos ni siquiera terminaron el proceso de inscripción. A pesar de haber presentado las planillas para hacer la solicitud, con posterioridad comunicaron su negativa a continuar con el proceso.

En las diferentes oficinas de la ONAT nos advierten que no hay correlación entre los que renuncian y los que se inscriben. Los primeros son un número pequeño comparado con los que presentan solicitudes para incorporarse al sector como cuentapropistas.

Continuar leyendo »

Ene 04

Las mujeres en Cuba y en Latinoamerica

Las mujeres en Cuba y en Latinoamerica

Las mujeres cubanas son conocidas como las jineteras, por su gran entusiasmo a la hora de follar, al subirse a un hombre, dicen, no dejan de saltar encima de su miembro, ya que les encanta recibir dentro de ellas toda entera la polla de su compañero, esta mujeres atrevidas, comparten su gran herencia con las mujeres de otro pais hermano de latinoamerica, las mujeres de Colombia, estas calientes mujeres amantes de lo bueno, siempre son de atender muy bien a sus hombres, que siempre quedan satisfechos cuando una de estas mujeres toma las riendas de las relaciones sexuales. En este ambito tambien se explota mucho el sexo ya que estas mujeres siempres son de experimentar nuevas cosas en lo sexual, es como las hace llegar al porno, los videos porno amateur son muy comunes tanto en Cuba como en Colombia, las mujeres de estos lugares insisten en jugar a grabarse y luego verse, para ver como se mueven, como reciben una buena polla en su vagina, como asi tambien haciendo sexo oral.

Continuar leyendo »

Dic 30

El taller cubano de Carlos

Este taller tiene una muy peculiar forma que le hace diferente a los demás talleres de la provincia. Su estructura confunde a primera vista. Son dos enormes huecos que tienen sus bordes protegidos por pequeñas estructuras de concreto. En cada uno de los agujeros hay un hombre que pala en mano limpia y repasa los rústicos espacios, cavados en la tierra dura. Parecen más, dos tumbas de un cementerio que dos fosas de trabajo de un taller de cuentapropistas en el municipio Playa, en Ciudad de La Habana.

El dueño del taller

Uno de ellos es Carlos, el dueño del taller, mecánico de reparación de tubos de escape de autos. Carlos jadea con cada golpe de pala y explica: “Desde que pedimos la licencia de trabajadores por cuenta propia hemos sido mecánicos de tubos de escape, no hacemos otro trabajo y no nos interesa, lo nuestro es soldar y emparchar los tubos que son recuperables o sustituir la línea completa del tubo que ya este demasiado dañado”.

Uno de los extremos del patio, exhibe un enorme bulto de pedazos de tuberías de todo tipo, inclusive se distinguen algunas tan estrechas que parecen conductos de agua y no escapes de vehículos.

Dicen que en otros países no se rompen tanto los silenciadores de los autos, pero en Cuba, constantemente hay carros haciendo ruidos infernales y todos terminan aquí”, comenta Carlos que ha dejado de cavar y ya hace señas al primer vehículo que espera en la puerta del taller. El chofer, con mucha habilidad avanza respetando las líneas de concreto establecidas a los extremos de uno de los agujeros.

A un movimiento de la mano de Carlos el vehículo se detiene, dejando por delante el espacio suficiente como para que el especialista salte dentro del agujero. El mecánico inspecciona todo el escape del auto, evaluando los daños que debe reparar y vuelve a salir en dirección al bulto de las tuberías, selecciona la más adecuada de las piezas de repuesto.

Continuar leyendo »

Dic 26

El plasticado

Esta modalidad de cuentapropista surgió como resultado de una costumbre asumida por todos los cubanos, y su demanda se repite en todas las provincias del país. El servicio de ‘plasticado’ es un trabajo sencillo, fácil y necesario.

Consiste en cubrir con plástico duro y transparente, todo tipo de documentos y carnets, de modo que queden protegidos y que la cobertura fundida en sus superficies permita la lectura o apreciación de los mismos sin que el documento sufra daños o deterioros.

El clima húmedo de Cuba, el constante uso de los documentos o su exhibición en lugares expuestos a la intemperie, hace que todo cubano se vea obligado a proteger de manera extraordinaria los diferentes documentos y carnets que le acompañan en su vida cotidiana, encontrando en el plasticado un especial aliado.botellas-150x150

Hay documentos oficiales como el Carnet de Identidad y la Licencia de Conducir, que ya son entregados con cubiertas protectoras de plástico, adheridas permanentemente a las caras del documento. El resto de los documentos oficiales no están protegidos por estas coberturas transparentes.

Aquí la inventiva del cubano ha jugado un papel trascendental, los cuentapropistas han resuelto la situación con un método sencillo, logrando resultados similares a la cobertura profesional del Estado, lo que les permite ‘plasticar’ cuanto documento o certificado resulte necesario.

El trabajo de quienes se dedican a esta labor es muy eficiente. La máquina de plasticado se obtiene con la adaptación de dos planchas eléctricas para ropa y dos láminas de metal, las planchas sirven para trasmitir calor a las laminas de metal, hasta lograr la temperatura necesaria que permita fundir las pequeñas láminas de nylon con que se cubren los documentos.

Basta presionar las planchas de metal entre ellas, mientras que en el centro permanece el documento cubierto con las dos finas láminas de plástico, que con el calor de las planchas se funden suavemente alrededor del documento hasta formar un todo único con cubiertas duras y transparentes.

El equipo de trabajo

Continuar leyendo »

Dic 23

El Payaso

Desde que era estudiante de medicina, ya Francisco formaba parte de la banda de la escuela, siempre tocando el saxofón.

Más tarde, de común acuerdo con unos amigos, montó una especie de grupo musical que interpretaba las canciones de moda y amenizaba todas las fiestecitas de la época. Eran los tipos más populares de la escuela, pero no sin un sacrificio extraordinario.

Su pasión por el saxofón le arrancaba horas extras cada día, Francisco debía practicar los tonos y los ritmos de las canciones de moda luego de haberse aprendido los temas de su carrera. Cada noche repartía su tiempo entre los libros de texto de las diferentes asignaturas y los sonidos melodiosos de su jorobado instrumento musical. Por eso llegaba a la cama cuando ya el resto de sus compañeros dormían.

Francisco se graduó de mecánico dental en 1989, desde entonces trabaja en una clínica del Estado, lleva muchos años ejerciendo su profesión a tiempo completo, pero no por ello ha renunciado a su pasatiempo favorito.

Ya no pertenece a ninguna banda, sus amigos se perdieron con los años y ni recuerda el tiempo que lleva de desintegrado el grupo musical, pero no ha dejado de tocar el saxofón. Primero lo hacía solo, luego de terminar cada jornada laboral, sentado en el balcón de su casa, como si se tratara de una terapia ocupacional, un ejercicio que le servía para desconectar de las presiones del trabajo, pero más tarde encontró una mejor manera para encausar su pasatiempo favorito.

Continuar leyendo »

Dic 17

El masajista Carlos

Carlos Alberto tiene manos grandes y poderosas que desentonan con sus formas afeminadas y su cuerpo delgado. Es un muchacho joven de unos treinta años, notoriamente amanerado, que viste bata blanca y carga un enorme maletín. Pareciera un médico que olvidó quitarse la indumentaria del hospital y regresa a su casa con las mismas ropas con que impartió consultas a sus pacientes.

“Algunos me creen doctor, pero cuando se me acercan el olor a bálsamos y cremas mentoladas me delatan”. Carlos Albero es fisioterapeuta, pero él prefiere que lo llamen de otra forma, “si digo así nadie me entiende, mi profesión en Cuba siempre ha tenido el título de masajista”, explica, al mismo tiempo que con cuidado extremo coloca el maletín sobre la mesa de su casa.

Con gesto de cansancio se entrega a dos actos a la misma vez, desabotona su bata con ambas manos al mismo tiempo que se descalza valiéndose de sus pies, de forma sincronizada, deja caer los zapatos y la bata en el suelo, entonces retoma la conversación: “En este país tenemos la ‘machería’ de los españoles y si te pones a decir fisioterapeuta muchos pensarán que se trata de algo flojo o reprochable”, bromea.

Mientras, alinea los instrumentos que va sacando de su maleta, que dice parecen objetos de tortura, muestra trozos de madera con ruedas, algunas hileras de bolas, aparatos eléctricos, toallas y varios envases de cremas o ungüentos olorosos.

Al final acomoda un pequeño reproductor de discos compactos, “yo siempre ambiento mis sesiones con música, así el cliente se relaja más y me permite trabajar mejor sobre sus músculos”.

Dentro del propio maletín hay un compartimento separado de donde saca una carpeta plástica que contiene todas sus licencias y permisos. “Soy cuentapropista, tengo mis licencias en orden, pero en esta profesión, a diferencia de muchas otras licencias, yo necesito estar debidamente calificado, mi título vale para esta profesión”.

Continuar leyendo »

Entradas más antiguas «

» Entradas más recientes